Anonima Geek

Anónima, Geek y, para colmo, emprendedora… tengo todas las papeletas para salir mal parada.

Feministas fracasadas: criadas al fin y al cabo

Cuántas veces he oído a las mujeres de mi pueblo (las pocas que hay) vanagloriarse de que no son sirvientas de los hombres, de que ellas no se rompen las uñas haciendo las tareas domésticas solas en casa, de que valen igual que ellos y de que pueden trabajar y ganar su propio dinero. Eso es cierto, estoy de acuerdo con ellas.

Estoy de acuerdo en que una mujer tiene la misma capacidad que un hombre para ganar su propio dinero y forjar su propio destino, creo que ambos sexos estamos igualmente capacitados para luchar y cumplir nuestros sueños y que ninguno de los dos debería verse obligado a permanecer encerrado en un hogar a la espera de que su compañero/a llegue a casa con fuerza y gana para darle unas migajas con las que contentarse.

Igualdad, ¿no?

Lo que no entiendo bien es por qué estas mujeres se niegan a ocuparse del 100% de sus hogares, obligando a sus hombres trabajadores en jornadas de más de 10 horas al día a compartir los quehaceres, si luego se dedican a limpiar los hogares de otras personas o a servir mesas en restaurantes de pacotilla por un salario que a menudo ni siquiera alcanza los 300€/mes. Y encima se sienten orgullosas de trabajar en negro por cuatro perras limpiando la mierda de los demás y desatendiendo sus casas.

Y lo que más me preocupa es que critican a las mujeres que, como yo, han decidido trabajar para si mismas, ganar su propio dinero sin limpiar la casa de los demás ni servir mesas en sitios cutres, como si mi trabajo fuera peor que el suyo. ¿Por qué? Porque no hay un hombre en mi casa que me critique constantemente por no tener las cosas a su gusto. Joder, debe de ser una putada enorme poder decidir cada día lo que quiero comer o cenar, lo que quiero hacer con mi vida y con mi dinero y elegir no tener que poner la lavadora sólo porque no me apetece.

¿Tan malo es? ¿Tan mal está que no haya un hombre en mi vida disponiendo y organizando mi economía y mi tiempo a su antojo y según su capricho? La verdad es que ha llegado un punto en mi vida en el que he descubierto que no necesito nada de eso, no necesito esa porquería. Sí, me gustan los hombres, las cosas como son, pero no necesito que otro niño mimado acostumbrado a que su madre le haga de sirvienta se apalanque en mi vida para echar un polvo de vez en cuando. ¿Y si no aparece mi compañero? Bueno, hay muchas otras maneras de fundar un hogar en el siglo XXI, ¿no es verdad? ¿Quién tiene prisa?

Vivimos en la era en la que vivimos y resulta que las mujeres de mi entorno, un entorno tan pequeño como un puñado de casas y cuatro personas, son peores que los hombres… son ellas las que consienten sus manías y sus vanidades, son ellas las que toleran que hagan lo que quieran, justifican su mal genio, justifican la bebida, se quedan en casa… y las que no se quedan en casa, salen a beber con sus hombres y trabajan limpiando las casas de otros sólo para sentirse un poquito más liberadas. Pero, ¿sabes qué? que al final todas son lo que dicen que no son: sirvientas, sirvientas de otros por cuatro perras guarras que no tienen libertad ni capacidad para elegir por sí mismas a dónde quieren ir.

Conozco a una chavala que dice que nunca ha ido a la playa. Tiene dinero, tiene coche y la playa está a 300km al oeste, ¿qué se lo impide? Su incapacidad para decirse a sí misma: vaya, hoy no tengo que trabajar, voy a ver el mar y vuelvo. Han perdido el norte, la capacidad de hacer las cosas que desean. Y me critican y me juzgan sólo por el hecho de que si yo quiero ir a algún sitio y puedo ir, cojo y voy, pregunto si alguien viene conmigo y si no viene nadie, voy yo sola. Total, ¿qué más da? Conozco a gente en todas partes, siempre hay alguien a quien saludar y alguien con quien hablar, esto es la sierra, nos conocemos todos de todos los pueblos. ¿A qué tienen miedo? A ser juzgadas, supongo, porque se pasan el día juzgándome a mí y les asusta juzgarse a sí mismas. Supongo que en el fondo se temen a sí mismas, son esclavas de sus propios prejuicios.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

IMPORTANTE

Todo lo que escribo es REAL 100% (más o menos). Para preservar el anonimato, todos los nombres de las personas que aparezcan en este blog serán sustituidos por nombres ficticios.
No me malinterpreteis. Me encanta herir sensibilidades, pero es que la gente no tiene sentido del humor con estas cosas y la verdad duele demasiado como para decirla tal cual.

Ya lo han visto

  • 7,974 personas

También me gusta

Lo están leyendo

Si no eres de acordarte de los enlaces, clicka para actualizaciones por correo electrónico.

Join 104 other followers

Erotismo en guardia

Poesía erótica y escritos desde el corazón!

Chairybomb

Honest Furniture Reviews

Moonlight Psychology

PSICOLOGÍA: Terapia, Talleres, Blog // PSYCHOLOGY: Therapy, Workshops, Blog

Agrudur79's Blog

Just another WordPress.com site

Garota ao Avesso

"Blogueira apaixonada por Histórias e Pessoas".

You're the worst

Relatos no autobiográficos escritos en estado inconveniente .Sátira de el día a día . Por J.D.Pilipakis

Be Like Water

Music, Film and Life

Cristian Castro Rodríguez

Siembra lo que deseas recoger

Blog de Jack Moreno

Un blog de Joaquín Moreno sobre recursos, literatura y ciencia ficción

O Sherman Stories

La escritura, mi pasión.

Todos tenemos una historia...

Poesía y fotografía, ambas las hago mias.

Bake & Read

Delicious recipes, Great stories & Food reviews!

%d bloggers like this: