Anonima Geek

Anónima, Geek y, para colmo, emprendedora… tengo todas las papeletas para salir mal parada.

Sí, he vuelto… y así es como se hace.

El proceso de liberación de mi mente está siendo maravilloso. Voy a cumplir 30 y parece que he rejuvenecido una década completa… no sólo a nivel físico, a nivel mental me estoy quedando alucinada. Pasé la noche revisando las entradas antiguas y me reencontré a mí misma allá por 2014/5. Supongo que he vuelto a conectar con mi fortaleza interna y que las grietas de mi espíritu van sanando poco a poco.

Eso me lleva a una anécdota de chicas. Sí… chicas, ese gran desconocido.

Siempre he sido independiente y he ido a mi aire y una singularidad de mi carácter comentada por todos los hombres que he conocido (sometida a test y comprobada científicamente) es que soy atractiva. Pero no por el físico, que en parte también, sino por mi actitud. Casi todos los hombres a los que he llegado a preguntar entre amantes, amigos, primos, parientes variados, etc., han dicho lo mismo: es la forma en la que te mueves, no te escondes. Y no, no me escondo. Una señorita no se encoge, una señorita camina con un pie delante del otro, mueve las caderas con discreción, saca pecho y levanta los hombros.

Y la cosa es que esa aptitud se aprende, pero si no tienes la actitud correcta, es decir, la seguridad en ti misma, el valor propio, si lo tienes nunca te saldrá natural. Caminar es como bailar, hay que seguir el ritmo y fluir, de la otra manera aprenderás los pasos, las coreografías y serás muy limpia, pero nunca tendrás el alma de la música.

Esta mañana ha pasado algo curioso. 

Me levanté pronto y decidí irme a comprar al súper. Y allí estaban, las chicas del pueblo. Esas que en invierno no aparecen porque están con sus novietes, con sus parejas, sus hijos, sus cosas… que ahora que hace bueno empiezan a agruparse para caminar y ponerse en operación bikini, se juntan a tomar café y a cotillear. Como la dependienta del súper estaba en la pandi, decidí tomar café a la espera de que se disolviera la reunión para ir a comprar.

Casualidad de la vida, había en la terraza de enfrente dos chicos de estos que vienen por temporadas a trabajar en alguna obra. Y todas andaban curioseando y mariposeando, charlando unas y otras si estaban buenos o si no y cuál iban a emparejarle a la dependienta que, como yo, está soltera.

Están mirando, están mirando“, se las oía susurrar excitadas y miraban a la terraza y se reían tímidas.

Cuando quise darme cuenta, levante la mirada y ahí estaban, dos pares de ojos desde el otro lado clavados en los míos. Fruncí el ceño y me saludaron. Yo miré a las chicas y todas me miraban muy serias… habían enmudecido. Volví a mirar a los chicos y se me escapó una sonrisa (se me escapó????) y me la devolvieron. Acto seguido, las muchachas disolvieron la reunión.

Pagué mi café y subí al supermercado, se suponía que estaba esperando a la dependienta, pero se marchó sin decirme nada… aish… señora. Resulta que al entrar al súper con las prisas me encuentro con un maromo (y ese sí que madre mía que pivón, y con acento! uf). Iba tan despistada que casi me lo zampo, pero hice un hábil quiebro y me tropecé con el detergente. Él se rió, yo le saludé con naturalidad, me preguntó qué tal, le dije que bien…

…y resulto ser el repartidor. Por hacer un bien le tiré un poco de la cuerda, hablándole del pueblo, de lo maja que es mi amiga… esas cosas. Ella no se atrevió a decir nada. Al final, mientras ella se retiraba a revisar el pedido el muchacho me guiñó el ojo y nos pusimos a hablar… Nos absorbimos tanto en la conversación, que nos íbamos del súper, yo olvidada de la bolsa, y él olvidado del carrito del reparto.

Finalmente, le dejé en su furgón y al torcer no pude evitar clavar los ojos en las chicas. Todas habían disuelto la pandilla, pero cada una de ellas andaba en el umbral de su puerta correspondiente observando la situación. Suspiré y me fui danzarina por la plaza de vuelta a casa.

Toda la mañana cuchicheando de los chicos y no os habéis atrevido ninguna a hablar con ellos. Así es como se hace, chicas. Pero no sufráis por mí… no soy vuestra competencia. Sólo soy la que hace la magia. Después vendrán a buscarme, no seré accesible y entonces caerán en vuestros brazos. Y dado que no sabéis hacerlo bien, tendréis que conformaros con lo que os de… pero soy generosa, amigas, os lo doy todo porque a mí no me interesa la carnaza. Seré el cebo, pero no la cazadora esta vez. Y si me odiáis ahora por atraerlos, no quiero ni imaginar lo que acabaréis sintiendo por mí cuando os tengáis que comer las sobras.

Pero eh, no pasa nada, ya llegará el invierno.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

Information

This entry was posted on June 1, 2017 by in Emprendiendo, Vida Rural and tagged , , , , , , , , , , , .

IMPORTANTE

Todo lo que escribo es REAL 100% (más o menos). Para preservar el anonimato, todos los nombres de las personas que aparezcan en este blog serán sustituidos por nombres ficticios.
No me malinterpreteis. Me encanta herir sensibilidades, pero es que la gente no tiene sentido del humor con estas cosas y la verdad duele demasiado como para decirla tal cual.

Ya lo han visto

  • 7,974 personas

También me gusta

Lo están leyendo

Si no eres de acordarte de los enlaces, clicka para actualizaciones por correo electrónico.

Join 104 other followers

Erotismo en guardia

Poesía erótica y escritos desde el corazón!

Chairybomb

Honest Furniture Reviews

Moonlight Psychology

PSICOLOGÍA: Terapia, Talleres, Blog // PSYCHOLOGY: Therapy, Workshops, Blog

Agrudur79's Blog

Just another WordPress.com site

Garota ao Avesso

"Blogueira apaixonada por Histórias e Pessoas".

You're the worst

Relatos no autobiográficos escritos en estado inconveniente .Sátira de el día a día . Por J.D.Pilipakis

Be Like Water

Music, Film and Life

Cristian Castro Rodríguez

Siembra lo que deseas recoger

Blog de Jack Moreno

Un blog de Joaquín Moreno sobre recursos, literatura y ciencia ficción

O Sherman Stories

La escritura, mi pasión.

Todos tenemos una historia...

Poesía y fotografía, ambas las hago mias.

Bake & Read

Delicious recipes, Great stories & Food reviews!

%d bloggers like this: