Anonima Geek

Anónima, Geek y, para colmo, emprendedora… tengo todas las papeletas para salir mal parada.

“Permitid que sea sincera… de buen comienzo”

beso

Deseo. Sensación. Una mirada, un reflejo a un mundo mejor. El ruido del bar. Otra ronda de chupitos. La luz. Oscuro en general. Dientes blancos, una sonrisa. Sonríe… un segundo de silencio. Te está mirando. Lo notas, te ruborizas y todo empieza a moverse más despacio. Sus ojos se clavan en ti, pero no te mira, te penetra. La respiración se acelera. Pasa a tu lado y notas el perfume de su cuerpo. Bajas los párpados, entrecierras los ojos, aspiras sin querer y te inundas.

Abres los ojos. Sola. Vuelves a la cerveza que tienes en la mano. Bebes. Te están hablando, respondes. ¿Qué dicen? No lo sabes muy bien, pero no te importa. Bebes, despacio. Te llevas la caña suavemente hasta los labios. Sonríes a alguien mientras, porque te están hablando. Pero no los oyes. Dejas que se te mojen los labios, miras el líquido dorado y respiras tratando de atrapar el momento. Está detrás de ti. Lo has oído. Tus oídos te dicen exactamente dónde. Nadie más debe saberlo. Sorbes. Dejas despacio la jarra en la mesa, miras hacia abajo fingiendo que te cuesta tragar. Nadie nota el engaño. Pero tus pupilas rastrean la sala rápidamente loccalizando al objetivo. Ahí está.

Tragas. Recuperas el ritmo. Retomas el hilo de la conversación y todo vuelve a su velocidad natural. Esperas el momento. Decides observar en busca de un punto en común. ¿Cómo? ¿Cuándo? Y lo ves: tabaco. Una cajetilla de tabaco. No fumas nunca. Tal vez deberías fumar de cuando en cuando, es una buen excusa. Ellos saben que lo haces de vez en cuando. Deberías llevar tu propio paquete para no ser tan evidente (te lo estás planteando). Pides un cigarro. Mejor, lo hurtas, uno de tus amigos ha dejado el paquete en la barra. Esperas, cigarro en mano, sin darle importancia. Se levanta.

Y te mira. Primero es un reflejo, una chispa de luz a lo lejos. Luego son sus dientes. La sonrisa blanca y sincera. Una pregunta. No ha dicho nada, tú tampoco, pero lo entiendes. Mira el cigarro que tienes en la mano. Frunces el ceño una milésima. Te sonrojas, vuelves la mirada, bebes. De nuevo su perfume. Su calor, cuando pasa por tu lado. No sales inmediatamente. Sólo esperas a escuchar el sonido de la puerta. Sabes que ha salido. Cuentas en silencio tres hipopótamos.

Suspiras. Te estiras. Miras a tus amigos, sonríes. Bebes. Necesitas salir, no tardas. Levantas el cigarro y ellos te comprenden. Sales despacio, te tambaleas un poco. Respiras el aire de la noche y cuando cierras la puerta desaparece el ruido. Te llevas el cigarro a los labios, suspiras y ahí está. No se lo has pedido, pero te da fuego porque te estaba esperando.

Unas caladas. Unas palabras sin importancia. Algo sobre la música. Apoyas la espalda contra la pared. No puedes evitarlo. Te llevas el cigarro a los labios y le miras de reojo, le estudias, le deseas y le atraes con la mirada. No sabes cómo, pero puedes verlo, puedes sentirlo. Se acerca despacio, una mano en tu cadera, un roce superficial… suave. Pero notas cómo sube la temperatura justo en el lugar exacto en el que sus dedos hacen conexión sobre tu piel por encima de la tela de tu camiseta. Escuchas el latido de tu corazón, el suyo. Nada más.

Levantas despacio tu mano libre y apoyas las yemas de los dedos sobre su torso de la misma manera. Terminas de fumar. Le miras. Te miras. Se acaban las sonrisas. Sus dientes blancos, sus pupilas, el aroma de su piel, el sabor amargo de sus besos…

Porque los besos desconocidos son los únicos besos que son sinceros, los únicos apasionados, los únicos que tienen magia. Puedes pasar toda la vida con la misma persona. Pero ambas sabemos que pasarás el resto de tus días buscando esos besos, ese anhelo, ese momento efímero que nace y muere para siempre. He aquí la esencia del romanticismo. Mi tributo al ilustrísimo libertinaje.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

Information

This entry was posted on July 2, 2013 by in Historias para I, Relatos and tagged , , , , .

IMPORTANTE

Todo lo que escribo es REAL 100% (más o menos). Para preservar el anonimato, todos los nombres de las personas que aparezcan en este blog serán sustituidos por nombres ficticios.
No me malinterpreteis. Me encanta herir sensibilidades, pero es que la gente no tiene sentido del humor con estas cosas y la verdad duele demasiado como para decirla tal cual.

Ya lo han visto

  • 7,922 personas

También me gusta

Lo que dice la gente:

AnonimaGeek on Dark whispered lullaby
Maria on Dark whispered lullaby
AnonimaGeek on Curación
jackchatterley on Curación
jackchatterley on Curación

Lo están leyendo

Si no eres de acordarte de los enlaces, clicka para actualizaciones por correo electrónico.

Join 99 other followers

Chairybomb

Honest Furniture Reviews

Moonlight Psychology

PSICOLOGÍA: Terapia, Talleres, Blog // PSYCHOLOGY: Therapy, Workshops, Blog

Agrudur79's Blog

Just another WordPress.com site

Garota ao Avesso

"Blogueira apaixonada por Histórias e Pessoas".

You're the worst

Relatos no autobiográficos escritos en estado inconveniente .Sátira de el día a día . Por J.D.Pilipakis

Be Like Water

Music, Film and Life

Cristian Castro Rodríguez

Siembra lo que deseas recoger

Blog de Jack Moreno

Un blog de Joaquín Moreno sobre recursos, literatura y ciencia ficción

O Sherman Stories

La escritura, mi pasión.

Todos tenemos una historia...

Poesía y fotografía, ambas las hago mias.

Bake & Read

Delicious recipes, Great stories & Food reviews!

Sale De Mi CabezA

Solo escribo lo que pienso y lo que va saliendo solo.

%d bloggers like this: